Luis Otto Schultheis de Aldea San Antonio con su propio diseño

Luis Otto Schultheis, vecino de Aldea San Antonio de Departamento Gualeguaychú, en 1999 construyó un avión de bronce, con cilindros en desuso de los pozos de los molinos a viento, el cual con esfuerzo y esmero lo culminó tras 6 meses de continuo trabajo. Acompañado en todo momento por su esposa Carolina, este hombre que apenas cursó el 3er. grado de la primaria, fabricó esta nave que pesa 17 kg y mide 1 metro de largo por 80 cm de ancho, es estático, no vuela, en la hélice tiene un eje de 20 cm. con dos bolilleros y está acoplado al motor, compuesto por dos engranajes de plástico y marcha a 70 vueltas por m/m conectado a la corriente 220 kw.

El inventor explicó que “la instalación eléctrica del interior pasa por caños y cualquier desperfecto se puede arreglar desarmando la parte inferior del avión, además las luces de las alas y la cola prenden y apagan. El interior de la cabina está iluminado con una luz azul e incluidos dos pilotos y cinco pasajeros colocados a ambos lados de las ventanillas”. Se destaca que algunos materiales que utilizó Schultheis fueron los que conservó de 1938 y otros de 1950 en adelante. Luis Otto, quien hoy tiene 85 años, recibe un merecido reconocimiento a la calidad de su trabajo, al entusiasmo y a las ganas de seguir en la labor diaria.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.